TU SEGURIDAD EN EL TRABAJO

  1. Tienes derecho a seguridad en el trabajo. Por ley, tu empresa te debe proveer de:
    • Un lugar de trabajo seguro.
    • Instalaciones y equipamiento de seguridad.
    • Sistemas de trabajo seguros.
    • Compañeros/as de trabajo competentes.
  2. También tú debes contribuir en todo lo posible a generar un ambiente de trabajo seguro y obedecer las indicaciones legales que tu empresa te dé para garantizar tu seguridad.
  3. Si tu empresa reconoce al sindicato y éste ha designado un/a representante en cuestiones de seguridad, la empresa deberá dirigirse a él/ella en este tema. Si no hay ningún sindicato reconocido, la empresa deberá dirigirise directamente a ti, o al representante sobre seguridad elegido por las personas empleadas.
    Todas las empresas, independientemente del tamaño del negocio, deben:

    • hacer del lugar de trabajo un sitio seguro
    • prevenir riesgos para la salud
    • garantizar la seguridad de las instalaciones y la maquinaria, y que se sigan pautas de trabajo seguras
    • asegurar que todos los materiales son manipulados, almacenados y utilizados de forma segura
    • proveer servicios adecuados de primeros auxilios
    • informarte sobre cualquier peligro potencial en tu trabajo, así como sobre químicos y otras sustancias utilizadas por la empresa; darte la información, instrucciones, formación y supervisión necesarias
    • establecer planes de emergencia
    • asegurarse de que la ventilación, temperatura, iluminación, y los baños, lavabos y zonas de descanso, cumplen los requisitos de salubridad, seguridad y bienestar
    • comprobar que se ha facilitado el equipamiento de trabajo adecuado, se utiliza correctamente y tiene un mantenimiento periódico
    • prevenir o controlar la exposición a sustancias que puedan dañar tu salud
    • tomar precauciones contra los riesgos causados por materiales inflamables o explosivos, aparatos eléctricos, ruido y radiación
    • evitar trabajos potencialmente peligrosos que implican manipulación manual (y si no pueden ser evitados, tomar precauciones para reducir el riesgo de lesiones)
    • proporcionar la supervisión sanitaria necesaria
    • proporcionar vestimenta o equipamiento de protección gratuito (si los riesgos no pueden ser eliminados o controlados adecuadamente por otros medios)
    • garantizar que se dispongan y sean atendidas las señales de advertencia adecuadas
    • notificar ciertos accidentes, lesiones, enfermedades e incidencias peligrosas o bien al Ejecutivo de Salud y Seguridad (HSE) o a las autoridades locales, dependiendo del tipo de negocio.Las conductas descritas más abajo son ilegales y, si sucedieran, deberían ser notificadas a tu sindicato.
  4. Abuso (bullying) se define como cualquier comportamiento de naturaleza física, psicológica o verbal que es indeseable y molesto. Algunos ejemplos son:
    ofensa pública y agresión
    amenazas e intimidación
    humillación constante, incluyendo insultos
    burlas
    atribuirse el trabajo ajeno
    mermar la autoridad de una persona
    extender rumores perjudiciales.
  5. Acoso, por otra parte, se define en la ley en materia de igualdad como cualquier acto o conducta que es indeseable y molesta, y que puede ser considerada como ofensiva, humillante o intimidante.
    Ejemplos de acoso serían el someter a alguien o tratar a esa persona de forma discriminatoria por diversos motivos -por ejemplo, etnia o procedencia (ver sección de ‘Igualdad’)- a través de insultos, aislamiento o exclusión en el lugar de trabajo, críticas injustificadas al trabajo realizado, o la producción, exhibición o distribución de material ofensivo.
  6. Acoso sexual se define como aquella conducta de naturaleza sexual no deseada -verbal, no verbal o física- que viola la dignidad de la persona o genera un entorno intimidante, hostil, degradante, humillante u ofensivo. Algunos ejemplos incluyen: bromas de contenido sexual, insinuaciones, cuestionamientos o insultos sobre la vida privada, consideraciones sexuales no deseadas, miradas lascivas, silbidos o gestos ofensivos, comentarios sobre favores sexuales como modo de ascenso laboral o cuya negativa puede dañar la carrera profesional.
    También incluye el trato discriminatorio por rechazar el sometimiento a la conducta anteriormente descrita.